Compartir
Foto: Internet

 Por: Jack Hurtado / @JackHurtado

En nuestros días, muchos países de Latinoamérica viven sumergidos en monopolios de información. Es decir, grandes conglomerados mediáticos de poder que controlan la información. Es el caso de Grupo Clarín en Argentina, Grupo Televisa en México, y sin ir tan lejos, Grupo El Comercio en el Perú, entre otros. Ellos deciden qué información transmitir. Lo que debe y no debe salir.

En tiempos en lo que no se publica no existe. Distintos países han gestado leyes para democratizar los medios. ¿Qué significa esto? Que el Estado brinde licencias a empresas, pero también a otro tipo de asociaciones para que estas puedan incursionar en las comunicaciones, y desconcentrar el poder en un solo grupo.

“La democratización de los medios es una condición imprescindible para construir una auténtica democracia económica, política, social y cultural», aseguró Sergio Fernández, presidente de la Unión Lationamericana de Agencias de Noticias. Y es que sin periodismo no hay democracia.

Ejemplos a seguir

Argentina fue el primero que dio un golpe a los “poderosos Mass Media”. En octubre del año pasado aprobaron una ley de medios que limita el poder a los monopolios, y facilita el ingreso de radios, prensa y televisión comunitarias. De esta manera se pone fin a una ley que arrastraba Argentina desde la dictadura.

México tampoco fue esquivo a esta propuesta. Hace poco nació un gran movimiento llamado “Yo Soy 132”, conformado por estudiantes que protestan para lograr la democratización de los grupos televisivos mexicanos: Televisa y TV Azteca. Lo que impulsó más su manifestación fue la manipulación que hicieron a sus protestas a favor del candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Enrique Peña Nieto.

En Uruguay hace muy poco se ha aprobado una ley sobre el acceso a la señal digital de la televisión, en la que se establece que un tercio se dedicará a la TV comercial, un tercio a la TV pública, y un tercio a la TV comunitaria. Esto implica un avance sin precedentes en relación a la libertad de expresión en el continente.

¿Y en Perú?

Aquí el debate no se inicia, ya que los intereses de los grandes grupos de poder están detrás. ¿Habrá inclusión social en la prensa?

Extra:

En el programa Radikales Libres se habló también sobre democratización de los medios:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2 × dos =