Lima se incendia y no tenemos alcalde

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

 

Un nuevo incendio en menos de dos semanas reveló una serie de situaciones en la denominada galería «Nicolini», ubicada en la zona comercial «Las Malvinas», en el cercado de Lima. Las horas pasaban y lo deplorable del asunto fue que una vez más se demostró que la ciudad no cuenta con un alcalde que lidere.

Las llamas consumieron el centro ferretero / Foto: La República

Redacción Spacio Libre
@spaciolibre

Foto de portada: Perú21

Tuvieron que pasar casi 24 horas para que el alcalde de Lima, Luis Castañeda Lossio apareciera para intentar liderar las acciones de control del siniestro que ha destruido toda la galería, mientras aún se desconoce si los cuatro jóvenes encerrados en un container lograron sobrevivir a la tragedia.

Pero, lo alarmante es que el alcalde de Lima no apareció durante 24 horas (vamos, en el incendio en Cantagallo, fueron más días) y es que el burgomaestre había solicitado una licencia por motivos personales -coincidencias de la vida- en pleno día de su cumpleaños. La moción fue aprobada por el Concejo, el jueves por la noche, cuando el incendio ya estaba fuera de control.

Durante todo el incendio, el subgerente de Defensa Civil de la Municipalidad Mario Casaretto y el gerente de Fiscalización, Cristian Rosental, se encargaron todo el jueves a responsabilizar a los comerciantes que siguieron ingresando de forma clandestina a los pisos superiores de la galería, a pesar que estos fueron clausurados.

Lo ridículo del asunto es que el primer piso de la galería, efectivamente pertenece a la asociación de vendedores «Nicolini», mientras que los pisos superiores pertenecen a la empresa JPEG inversiones, del abogado Juan Manuel Pomar Rivera. Empresa que fue objeto de la «fiscalización» de la comuna limeña.

Dicha empresa, tal como reveló la periodista Amanda Meza, estaba «desaparecida» por años, hasta que en el 2015, justo durante el gobierno local de Luchito, reapareció en el panorama.

Además, una pregunta ronda en el aíre. ¿Es Polar Rivera, el dueño de una empresa offshore en Islas Vírgenes?

LUIS «CASTA-LLARÁN»

El alcalde de Lima debe tener algún tipo de obsesión con la gestión de su antecesora Susana Villarán. Apenas llegó, declaró a la prensa que la culpa era del régimen local anterior por permitir la construcción de los pisos superiores y de los containers que ya le habrían costado la vida a los cuatro jóvenes que fueron encerrados por su empleador, por lo cual no pudieron escapar del incendio.

Pero, felizmente, hay cosas que permiten sacarle rápidamente la verdad a un alcalde acostumbrado a mentir y hablar con puras falacias. La tecnología de Google Maps muestra que en abril de 2015, los pisos superiores no existían… y que estos aparecieron quemándose el último jueves.

Más aún, una comerciante de la zona, que calificó a Castañeda de «sinvergüenza» le recordó que la famosa «fiscalziación» nunca existió. Y que a pesar que «clausuraron» esos pisos a inicios de junio, hace 10 días estuvieron construyendo los últimos «depósitos» hechos como containers con planchas de metal.

Todo mal, en una ciudad que hace tiempo dejó de tener alcalde y funcionarios que respondan medianamente bien, frente a las desgracias.

Pero como nuestro alcalde nunca puede decepcionarnos (menos), fiel a su costumbre apareció en la zona (felizmente, sin su nefasta gorrita de Superman)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *