Compartir
Fotografía: Portafolio Periodístico-Tony Alvarado

Lima, Perú (Spacio Libre).- Cerca de 20 mil cajamarquinos se congregaron en horas de la mañana, alrededor del Centro Histórico de la ciudad mostrando su rechazo a la violencia, a la intransigencia de líderes ambientalistas e inversión privada.  Un grupo de radicales trató sin éxito de boicotear la movilización.

En defensa de la paz social miles de cajamarquinos del campo y la ciudad, autoridades, políticos, trabajadores, comerciantes, empresarios, ronderos, gremios sindicales y estudiantes recorrieron desde tempranas horas diversas calles de la Ciudad del Cumbe, participando en la denominada ´Marcha por la paz y desarrollo de Cajamarca´, que busca viabilizar el diálogo en pro del desarrollo de una las zonas más pobres del país, rechazando toda acción violentista que se manifiesta en contra del proyecto Conga.

Vistiendo prendas blancas y portando banderolas con mensajes de rechazo, muchos participantes abarrotaron las calles haciendo público su oposición al accionar del presidente regional, Gregorio Santos.

Sin embargo, en el camino, un grupo de pobladores que expresaron su rechazo al proyecto Conga agredieron a un grupo de personas lanzando huevos y colgando letreros en el frontis de la iglesia San Francisco con lemas como ‘Conga no va’ o ‘Agua sí, oro no’ y arengando en contra de la minería.

Frases como “Vamos Goyo, únete al desarrollo” y “Soy cajamarquino, la paz es mi destino” fueron claras respuestas a las manifestaciones en defensa del agua que llevaron incluso a las autoridades comunales a participar de esta marcha. “Gregorio Santos no tiene representatividad de toda la región y por ello, no puede decir que lo que él quiere es lo que quiere toda la región».

Algunos dirigentes entre los que se encontraba el secretario del SUTEP Jaén, el presidente de la Federación Provincial de Rondas, el alcalde del Centro Poblado de Porcón Bajo y otros líderes comprometidos con la zona de influencia del cuestionado proyecto minero, criticaron a Gregorio Santos por la falta de obras que padece su gestión.

El ex alcalde provincial, Luis Guerrero Figueroa indicó: «El día de hoy los cajamarquinos nos hemos unido para decir no queremos más violencia, lo que nosotros queremos es desarrollo; aquellas autoridades que buscan sacar un provecho político de esa supuesta defensa del medio ambiente solo quieren implantar en esta bella tierra la violencia y el caos que reinó en el Perú en los años ochenta»

A su turno, Jorge Vergara Quiroz, dirigente del colectivo dijo: «Este colectivo busca la defensa del comercio, de las inversiones, de la paz social y de la inclusión de los ciudadanos. Hoy le decimos al mundo que estamos cansados de los bloqueos de carreteras, de secuestros y de amedrentamientos que ciertos grupos buscan para atajar la inversión minera y de todo tipo”, expresó.

Por: Martín Alvarado/@alvarcor Colaboración: Ángel Montenegro (Cajamarca)

2 comentarios en «Cajamarquinos rechazaron la violencia con multitudinaria marcha por la paz»
  1. Hay que respetar todas las opiniones de un pueblo….lo importante es que lleguen a un acuerdo para resolver el conflicto….tiene que haber una solucion democratica…..saludos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

uno × cuatro =