Compartir

cesar alvarez2

Por: Redacción Spacio Libre / @spaciolibre

Un audio difundido por Radio Santo Domingo, de Chimbote, muestra el extracto  de un discurso del presidente regional, César Álvarez, durante su campaña de reelección, donde se burla del fallecido Ezequiel Nolasco, exconsejero regional de Áncash, cuando sufrió un primer atentado en el año 2010, que terminó con la vida de su hijo Roberto Torres.

En el audio colgado en YouTube, Álvarez hace sorna de las declaraciones de Nolasco, quien responsabilizó al presidente regional por el atentado producido en la puerta de su domicilio, que causó también varias heridas en el entonces funcionario regional.

“Dicen que somos asesinos, que hemos matado, a ese señor dice que lo han querido matar, ya ustedes saben a quién, a mi compadre, (pero) al otro día estaba caminando, Superman se cree, las balas le pasan por los costados, le meten cinco balazos y no le pasa nada”, se escucha decir a Álvarez.

“Ese consejero dijo «César, la bestia asesina, la bestia me ha querido matar, bestia maldita», y en vez de preocuparse, (porque) si a ti te meten un balazo, tú te vas adolorido y estás rezando Dios mío, por favor no me quites la vida, pero el sinvergüenza qué decía: bestia asesina, me la vas a pagar, tú y tu familia, y en vez de preocuparse de su salud decía no voten por él”, arremetió Álvarez , mientras sus seguidores se reían a carcajadas.

En otro momento también «comenta» la muerte del vicepresidente regional de Áncash, José Sánchez Milla, y minimizó las acusaciones en su contra que lo sindicaban como autor del homicidio . “Después dijeron que yo había matado a mi vicepresidente, o sea, yo era el asesino en serie, era Jack el destripador. Imagínense cuánta maldad, y todos los enemigos (decían) lo jodieron a César, uy se jodió”, continuó.

Como se recuerda el 20 de julio del 2010, unos delincuentes llegaron a la casa del entonces consejero regional Ezequiel Nolasco y arremetieron a balazos contra él, su hijo Roberto Torres salió en su defensa y fue asesinado. Nolasco recibió varios impactos de bala pero logró salvarse de la muerte.

Días después del atentado, apareció Hilda Saldarriaga Bracamonte, conviviente de unos de los implicados en ese atentado, quien confesó delante de un fiscal que el crimen habría sido ordenado por Luis Arroyo Rojas, en ese entonces gerente de la Subregión Pacífico y hoy alcalde provincial del Santa. Un atestado policial, producto de las investigaciones policiales, reforzó este testimonio y señaló a Arroyo como autor intelectual del crimen.

Sin embargo y pese a las constantes demandas de Nolasco, se absolvió a varios de los acusados y Arroyo fue apartado del proceso y posteriormente la testigo Hilda Saldarriaga fue asesinada de 7 balazos. El saldo final de este ajuste de cuentas fue el asesinato de Nolasco el último 14 de marzo.

Cabe recordar que en ambos casos, Álvarez señaló tras la muerte de ambas autoridades regionales, que eran sus amigos y expresó a las familias que sentía el mismo dolor que ellas ante la pérdida de quienes consideraba sus «hermanos».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2 × 2 =